En Lektu

Me he creado un perfil en Lektu, plataforma que permite la descarga gratuita de ebooks y he colgado ahí mi relato de ciencia ficción “Kaeli-3028” para quien, como yo, prefiera leer en su lector digital. Además, permite la descarga en EPUB, MOBI o PDF y solo a cambio de un tweet o un post en Facebook, ¿no es genial?

Te invito a descargarlo 🙂

lektu

Lídia Castro Navàs

Anuncios

Escribir jugando

banner reto

Escribir jugando es un reto de escritura basado en juegos de mesa. Está pensado para todas aquellas personas a las que les gusta la escritura creativa y buscan un reto diferente y divertido para poner en práctica sus habilidades.

Participar es muy sencillo:

  • ¿Cuándo? Publicaré el post a principios de mes y tendrás hasta el 29 para participar.
  • Te retaré usando los dados, las cartas y demás objetos de los juegos de mesa de los que dispongo (Dixit, Story cubes, La isla prohibida…).
  • ¿Formato y extensión? Poemas o microrrelatos de un máximo de 100 palabras (tema y métrica libres).
  • ¿Quién puede participar? Todo el mundo.
  • ¿Cómo hacerlo? Hay dos formas:
    • Si tienes blog: creas una entrada donde pones el banner del reto (puedes descargarlo y usarlo con libertad), tu creación y un link a mi post de ese mes (si no eres de wordpress, deja el link en comentarios).
    • Si no tienes blog: puedes compartir conmigo tu creación a través de un comentario en el post correspondiente.
  • Cada mes escogeré la creación que más me haya gustado, sorprendido, impactado… (O sea, de forma totalmente subjetiva jeje). El día 30/31 publicaré una entrada para anunciarlo: con la creación, el/la autor/a y su blog/redes.
  • ¿Hay premio? ¡Claro! El honor de participar y poder ser escogido/a. Además, se garantiza una mejora en la práctica escrita 😉 con resultados visibles a partir del quinto mes (garantía avalada por mi formación como docente jeje).

¿Juegas? 

PS. Empiezo en julio, ¡anímate! 🙂

 

Lídia Castro Navàs

No te echo de menos

35388247_10215323949199206_6204932664051367936_n

No te echo de menos,

solo pienso en tu voz estimulante,

y en esas tiernas atenciones que llenaban mis horas.

~

No te echo de menos,

solo me faltan tus buenos días puntuales,

y tu compañía serena en madrugadas o tardes.

~

No te echo de menos,

solo recuerdo tus buenas noches habituales,

acompañadas de abrazos cálidos y dulces sueños.

~

No te echo de menos,

solo es mi memoria traicionera,

que te creó a su antojo y para su complacencia.

~

No te echo de menos,

porque no existes.

 

Lídia Castro Navàs

Saber perder

35229033_10215314097112910_1885679638684893184_n

—¿Vamos hasta la orilla?

—Vale, vamos. ¡A ver quién llega antes!

—¡He ganado! —grita de júbilo—. ¡Llegué primera!

—No estoy muy segura. ¿Volvemos a intentarlo?

—Venga.

—¡Volví a ganar!

—No, no ahora sí que no, juraría que yo llegué antes.

—No vuelvo a competir contigo, eres una ola que no sabe perder.

 

Lídia Castro Navàs

Promo

Banner precio bajo

He rebajado el precio del ebook a 0,99€ para que puedas comprarlo y no te lo descargues ilegalmente de ninguna web pirata 😉 ¡Descárgalo ya y empieza la aventura!

 

Lídia Castro Navàs

PS. Pronto volveré a estar por aquí, cuando el curso me lo permita. Os recuerdo que en la sección Biblioteca podéis encontrar lectura gratis 🙂

 

Opíparo

Me empezó a doler el estómago y la barriga a la vez. Los pinchazos se intensificaron, entonces, me di cuenta de que mis piernas no respondían; me sería imposible recorrer el camino hasta los baños. Levanté el brazo y con la mirada localicé al sirviente, que me acercó la vasija donde vomité. Después de aliviar mi molestia, continué comiendo, íbamos por el plato nueve y el banquete al que había sido invitado tenía quince.

cocina-roma1

Mi participación para el Reto 5 líneas del blog de Adella Brac.

Lídia Castro Navàs

Premio Ripley

Hoy ha salido el fallo del jurado del II Premio Ripley y, aunque no he sido agraciada, estoy igualmente orgullosa de mi participación; tanto, que quiero compartir contigo el relato de ciencia ficción que presenté para el concurso. ¡Espero que lo disfrutes y me hagas llegar tus comentarios! 😉

Portada Kaeli

Aprovechando la ocasión, quiero explicarte que he creado una nueva sección en el blog que se llama “Biblioteca” y allí iré poniendo relatos largos para que puedas leerlos completamente gratis.

Biblioteca blog

Lídia Castro Navàs

Mírame a los ojos y dime

Mírame a los ojos y dime

que esta es tu cultura,

que esta es mi ventura.

 

Mírame a los ojos y dime

que no te duele verme sufrir,

que no te duele verme morir.

 

Mírame a los ojos y dime

que soy yo el animal,

que soy yo la bestia.

3b99e-sangrando

#LaTorturaNoEsCultura #TauromaquiaEsViolencia

Lídia Castro Navàs

¡Al pirata!

piratas

Hoy me he enterado que mi última novela se ofrece en una web de descarga ilegal.

Te estarás preguntando que qué es lo que he hecho al respecto, pues denunciar; aunque me temo que los mecanismos legales son muy opacos en estos casos. De hecho, todas mis obras están dadas de alta en el Registro de la Propiedad Intelectual, pero desde la oficina virtual me han informado que allí solo registran (y cobran un pico por cada registro), pero que no asesoran legalmente en caso de que se vulnere dicha propiedad. Y me pregunto: ¿por qué pagar para registrar una obra si luego no me ayudan a protegerla?

Así que mi siguiente paso ha sido denunciar la página a través del servicio que ofrece Google para acabar con la piratería. Os dejo aquí el link. Se trata de un formulario de la denuncia (ya os contaré dónde llega todo).

¿Cómo me siento? Pues me da rabia; rabia de pensar en el trabajo de dos años, el dinero invertido en las ilustraciones, las incontables horas destinadas a la elaboración de dicha obra, su revisión, su corrección, su maquetación, su relectura  (en detrimento de mis propias horas de ocio y/o sueño) acaban en nada a causa de gente sin escrúpulos que no son capaces de pagar entre 1 y 3 euros (que es lo que cuestan mis libros en digital). No creo que estemos hablando de un dineral, ni de una autora detrás de la cual haya una editorial que tiene previstos gastos en ese sentido. ¡Que soy autopublicada! ¡Un respeto por mi trabajo! Es lo único que pido

Como soy una persona positiva, siempre intento ver el lado bueno de todo en la vida. “¿Pero esto tiene un lado bueno?”, te debes preguntar. Pues creo que sí lo tiene. Si mi libro acaba en una página pirata es que hay una demanda, que la gente lo reclama. Entonces he tenido una idea:

Desde aquí lanzo una propuesta para los usuarios/as de esas páginas ilegales:

Si no puedes gastarte 2,99€ en mi libro, escríbeme y podemos llegar a un acuerdo.

No voy a permitir que nadie se quede sin leer mi libro si tiene interés en hacerlo (pero que lo haga de forma legal, con mi consentimiento).

Lídia Castro Navàs